4 movimientos sospechosos de billeteras virtuales

4 movimientos sospechosos de billeteras virtuales

Estos son 4 movimientos sospechosos de billeteras virtuales a los que hay que prestar atención. Las fintech y las transacciones digitales no paran de aumentar. Sin embargo, el uso de billeteras virtuales tiene sus riesgos. Cuáles son los patrones que los reguladores tienen en la mira para cuidar a los usuarios, prevenir el fraude y el lavado de activos.

Las billeteras virtuales no paran de crecer. Ya hay más de 30 en Argentina con alrededor de ocho millones de usuarios. Sin embargo, junto con su incremento en el país, también florecen los peligros asociados a su uso.

Para poder mitigar, prevenir y gestionar ese riesgo en las operaciones de transferencia, el Banco Central (BCRA) estableció recientemente una regulación para todos los proveedores de servicio de pago. En este se incluyen a las billeteras digitales.

¿Cuáles son los movimientos sospechosos a tener en cuenta?

La regulación del BCRA, establecida mediante la Comunicación A7463, indica que cada esquema de transferencia inmediata deberá apoyar sus análisis de lavado y fraude con herramientas que permitan identificar patrones sospechosos. Los mismos pueden ser:

  • Un domicilio de radicación distinto al de la provincia donde se hacen las compras
  • Gran cantidad de compras en breves períodos de tiempo
  • Operaciones en horarios inusuales
  • Que todas las compras provengan únicamente de canales de e-commerce

“Lo que se intenta hacer con esta regulación y con las herramientas que ya existen en el mercado, es poder monitorear operaciones sospechosas con un enfoque basado en riesgo. Todo esto, de acuerdo a lo establecido por el Grupo de Acción Financiera Internacional (GAFI)”, comentó Martin Piñeiro, de Worldsys.

Estos son 4 movimientos sospechosos de billeteras virtuales a tener en cuenta.

En busca de actividad inusual 

Es justamente Worldsys la empresa que desarrolló un Sistema de Operaciones Sensibles (SOS) para que las billeteras digitales puedan registrar y monitorear —mediante métodos de machine-learning— patrones complejos que indiquen una actividad inusual en el comportamiento del usuario.

De acuerdo con el riesgo evaluado y en función de las responsabilidades identificadas, cada billetera digital deberá contemplar acciones en coordinación con los participantes de los esquemas involucrados.

Obligaciones de las entidades

A su vez, dichas entidades también están obligadas por el BCRA a presentar regímenes informativos con diversos fines. Estos, a su vez, deberán cumplirse en tiempo y forma para evitar sufrir multas y sanciones: 

  • Informar mensualmente las cuentas de pago de clientes y saldos invertidos en fondos comunes de dinero informados a los clientes
  •  Informar mensualmente la cantidad de operaciones y montos totales
  • Remitir trimestralmente un informe especial de auditor externo que certifique el cumplimiento de las normas y la integridad de la información contenida.

“La tecnología RegTech permite a las billeteras digitales alinearse a la normativa y cumplir en tiempo y forma con las nuevas regulaciones que comienzan a alcanzarlas. La coordinación entre los proveedores de servicios de pago, las compañías regtech y los entes reguladores es fundamental para transmitir la confianza necesaria a todos sus usuarios”, destacó Piñeiro.

Seguridad vs privacidad

Ante tanto monitoreo, es pertinente preguntar: ¿existe algo que no esté controlado y centralizado? Si bien ciertas medidas de resguardo son necesarias y deseables, ¿cuál es el límite? Una cosa es generar confianza en el usuario y otra muy diferente es monitorear cada uno de sus movimientos.

¿Cuál es el grado óptimo de ingerencia del BCRA y demás entidades? Bajo pretextos de lavado de dinero y crímenes cibernéticos —que naturalmente existen— incluso tienen intención de regular Bitcoin, que por naturaleza es descentralizada. Tal vez este sea un tema para no tomar a la ligera y pensar dos veces antes de decidir qué hacer con nuestra información.

Leave a comment

Send a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *