• Home
  • Blog
China deja a EE.UU. fuera del mayor acuerdo comercial del mundo

China deja a EE.UU. fuera del mayor acuerdo comercial del mundo

Con los anuncios de los avances de las vacunas de Moderna y Pfizer, el mundo se encamina a pensar en una potencial recuperación que revierta los efectos económicos que provocó el crash del comercio internacional a causa del COVID-19. En este sentido, China es el encargado de marcar el ritmo de juego encabezando la creación de la Asociación Económica Integral Regional (RCEP, por sus siglas en inglés).

Se trata de un acuerdo de países de Asia Pacífico que durante el último fin de semana culminaron el mayor tratado de libre comercio del mundo. Algo que para tomar dimensiones, afectará un mercado potencial de 2.400 millones de personas, casi un tercio de la población mundial, pero aun así, deja excluido a Estados Unidos.

Las relaciones entre China y EE.UU. fueron bastante tensas durante los últimos años debido al carácter proteccionista que impulsó la administración Trump y la guerra comercial que se dio entre ambas naciones. A pesar de la victoria de Biden en las urnas, la Casa Blanca enfrenta muchos desafíos de reestructuración interna y no está en las prioridades de los demócratas el sumarse a esta iniciativa ni reincorporarse al Acuerdo Transpacífico de Cooperación Económica (TPP).

Existen demasiados retos a nivel nacional que enfrenta el presidente electo con los casos en aumento constante de coronavirus en Estados Unidos, una agenda de estímulos fiscales inconclusa, cierto rechazo en ambos partidos hacia China y el escepticismo sobre el libre comercio que tiene el ala demócrata norteamericana.

La RCEP es una victoria diplomática para China de manera rotunda, ya había sido excluido del TPP y este acuerdo supone el reconocimiento de otras naciones hacia el gigante asiático como la potencia económica dominante en el Pacífico. Además, el tratado fue ampliamente impulsado desde Pekín, por lo que se convierte en una victoria doble.

Por lo pronto, Washington queda excluido del acuerdo en el que además del liderazgo de China, se incluyen al menos 10 países de la Asociación de Naciones del Sudeste Asiático (ASEAN) y Japón, Corea del Sur, Australia y Nueva Zelanda. El tratado va a rebajar aranceles hasta el 90% e incluye temáticas como la economía digital, propiedad intelectual e inversión extranjera, aunque no especifica nada en particular sobre derechos laborales o medio ambiente.

En cualquier caso, el gigante asiático alcanza un logro masivo que lo posiciona como líder absoluto en la carrera a la recuperación post-pandemia con la culminación de la RCEP. No es un acuerdo extremadamente profundo si se lo compara con el TPP, pero aun así abarca un número extenso de temáticas que sí aportan a la economía del pacífico, lo que se vuelve, cuanto menos, extraño para tiempos en los que los países se han puesto extremadamente proteccionistas.

La única ausencia notable (además de los Estados Unidos, claro) es la de la India, que ya se había desvinculado de las negociaciones desde el año pasado cuando se vio inundada de bienes extremadamente baratos provenientes desde la República Popular China, y una baja en los aranceles de esos productos, podría poner en peligro la producción nacional. La RCEP empezó sus negociaciones en 2012 como una iniciativa de la ASEAN con los países con los que ya mantenía tratados de libre comercio: Australia, China, Corea del Sur, Japón, Nueva Zelanda e India, sin embargo, este último se retiró durante el 2019.

Según algunos especialistas, el tratado es una de las piedras fundamentales para reactivar la economía y darle un empujón a la recuperación tras el impacto del coronavirus a nivel mundial. Además, a pesar de no existir una vacuna, la mayoría de las naciones involucradas en su redacción han logrado una curva de contagios amesetada o directamente nula, como es el caso de Nueva Zelanda, que ha eliminado el contagio autóctono desde hace meses.

 

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *