Críticas a la Ley de Etiquetado Frontal

Críticas a la Ley de Etiquetado Frontal

Las críticas a la Ley de Etiquetado Frontal no tardaron en llegar. Dicha ley fue aprobada el martes pasado, y los industriales del norte rechazaron nuevamente su contenido. Algunas de sus objeciones.

Las Uniones Industriales del NOA y del NEA (Uninoa) manifestaron su rotundo rechazo a la Ley de alimentación saludable aprobada recientemente por el Congreso.

Desde la Uninoa afirman que hay fines ulteriores. Afirman que detrás de esta intención de prevenir y combatir las Enfermedades No Transmisibles (ENT) mediante la implementación de octógonos en los envases, hay aspectos que perjudican al sector e impiden el correcto funcionamiento del rubro y de las normas bajo las cuales se rige.

Tres objeciones principales

En primer lugar, la ley avasalla las autonomías de las provincias. Según afirman, “las provincias son las que deben legislar en materia de alimentación. Por esa razón existe la CONAL (Comisión Nacional de Alimentos). Este es el único órgano competente en el tema. Es aquí donde se deben tomar las decisiones por unanimidad. La CONAL tiene un proyecto de etiquetado frontal de alimentos avanzado con acuerdo de las provincias y el Gobierno Nacional”.

En segundo lugar, la implementación de la ley impide lograr una norma armonizada en el Mercosur, como la que rige actualmente. Además, afirman que desde Cancillería se hizo un pedido explícito, al que se le hizo caso omiso. Por lo tanto, “este es un claro perjuicio para la industria argentina. Esto se debe a que los países del bloque son el principal destino de los alimentos que se exportan”.

Tercero, esta ley significa una resignación de la soberanía nacional. Así, se adopta el perfil de nutrientes de la OPS. Por lo tanto, “Argentina no podría rectificarlo ante evidencias futuras que recomendaran su revisión y tendría que pedirle a la OPS que lo hiciera”.

Una norma parcial y sospechosa

Además, Uninoa considera que esta norma es parcial, ya que no incluye bebidas alcohólicas y harinas. Estas son las causantes de las ENT.

También, afirman que propicia la sustitución del azúcar por edulcorantes artificiales e importados. Los mismos solo deben tener una leyenda en lugar de un octógono de exceso a la Ingesta Diaria Admitida de cada uno de ellos.

Ataque a la producción de azúcar

Por último, señalan que, con esta norma,se atenta y demoniza a la producción de azúcar”. Esta es la principal actividad económico-productiva del norte argentino y emplea a más de 60.000 personas de forma directa y 170.000 de forma indirecta.

Por todo ello, Uninoa emitió un comunicado en el que rectifica su postura en contra de la ley.

Más argumentos en contra

Varios diputados de distintas provincias también se pronunciaron. En general, los argumentos en contra se pueden resumir de la siguiente manera:

  • Ley perfectible. “Esta ley es muy perfectible. Estamos de acuerdo con el acceso a la información, pero que equiparen a la yerba mate con el energizante que se toma en los boliches es una locura”, señalaron algunos diputados.
  • No es prioridad: Se debate y sanciona la Ley de Etiquetado mientras millones de argentinos no pueden comer todos los días. Es irónico y hasta perverso. La malnutrición y obesidad son problemas de gran importancia y a los que hay que prestarles atención, pero esta Ley interpela las prioridades que hay que tratar en el Congreso. Es una ley excesivamente prohibicionista, consideran otros.
  • Más pobreza y desempleo: Esta ley, de una u otra forma, va a generar más pobreza y mayor desempleo para la región.

Observamos así que las críticas a la Ley de Etiquetado Frontal son diversas. Seguramente, esta nueva ley ayude a conocer más de los alimentos. Sin embargo, no sería extraño que más temprano que tarde, se empezaran a “omitir” ciertos ingredientes, del mismo modo que sucede con vacunas, medicamentos, etc. Es sabido que las leyes no se aprueban sin que beneficien a ciertos sectores. 

Mientras tanto, el ciudadano de a pie mira azorado un debate y sanción que le puede parecer correcto, incluso necesario, pero que, en términos generales de supervivencia, está al final de su lista. Esto no significa que la ley sea innecesaria, es imprescindible si se aplica juiciosamente. No obstante, en primer lugar, hace falta tener el poder adquisitivo para comprar comida en Argentina. Poder alimentarse se convirtió en un hábito casi milagroso en este país.

Si bien una cosa no quita la otra y esta ley es imperiosa, para parte de la población, la Ley de Etiquetado Frontal puede sonar a una broma bastante cruel.

Leave a comment

Send a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *