Dólar puré: gran negocio instantáneo

Dólar puré: gran negocio instantáneo

Dólar puré, gran negocio instantáneo. La fuerte reacción que experimenta el dólar blue y la quietud que muestra el dólar solidario permiten realizar un buen negocio en forma instantánea.

La reacción negativa que experimentan los mercados y que se reflejan en la suba de las cotizaciones, abre por estas horas la oportunidad de hacer un “negocito” que permite obtener una interesante rentabilidad.

¿Qué es el “dólar puré”?

Este “negocito” se da en un contexto plagado por las distorsiones que presenta el mercado. La existencia de múltiples cotizaciones, permite hacer lo que en la jerga financiera se denomina “puré”, o de manera más sofisticada, “arbitrar precios”.

Esa coexistencia entre el dólar oficial regulado por el Banco Central, el solidario, el dólar MEP, el contado con liquidación y finalmente el blue, da lugar a este tipo de jugadas especulativas. Algunas de ellas brindan altos rendimientos instantáneos, que hoy pueden a niveles extremos de hasta un insólito 12%.

Cómo hacer esta maniobra sin riesgos

Por estas horas, aquellas personas que aún pueden acceder al denominado “dólar solidario” pueden hacer este negocio sin mayores riesgos.

En la práctica, quien pueda comprar 200 dólares a $218,50, deberá pagar por los mismos unos $43.700. En tanto que si los vende en una cueva lo podrá hacer a $245, por lo que se llevará en el bolsillo nada menos que 49.000 pesos. Es decir que obtendrá una ganancia de $5.300 en forma inmediata, lo cual equivale al 12,12%

Este rendimiento implica que la maniobra del dólar puré rinde más que una inversión en un plazo fijo tradicional a lo largo de cuatro meses.

Cabe recordar que desde mediados de junio, el Banco Central subió la tasa de interés nominal (TNA) para el plazo fijo del 48% al 53% anual para todo el sistema financiero. Esta nueva rentabilidad equivale a que cada 30 días paga alrededor de 4,4% por el monto inicial invertido.

Cuevas repletas

El incremento de la rentabilidad se hizo notar en forma inmediata en la afluencia de clientes a las cuevas, tanto en la Capital Federal como en el Gran Buenos Aires.

Allí fue mucho más palpable esa circunstancia, pues muchas de ellas operan directamente con locales a la calle en los que se incrementó notablemente el número de personas esperando ser atendidas.

En esta ocasión se suma a la disparada del blue el hecho que este se produce en el inicio del nuevo mes, lo cual da la posibilidad de volver a comprar dólares solidarios. Es por ello que se prevé que la afluencia de clientes podría trepar en forma considerable. Por este motivo, se está previendo habilitar un número mayor de cajas para atender a su clientela.

Leave a comment

Send a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *