Qué hacer con los pesos en medio de la tensión

Qué hacer con los pesos en medio de la tensión

Qué hacer con los pesos en medio de la tensión es algo que toda persona, si tiene la suerte de que le sobre algo, se pregunta. Es sabido que las elecciones generan cierta volatilidad y expectativas en el mercado. Es por eso que varios analistas recomiendan en qué se puede invertir hasta las generales de noviembre.

Las PASO dejaron diversas lecturas políticas tras la dura derrota que sufrió el oficialismo. La tendencia definitiva se confirmará (o no) en noviembre, cuando se desarrollen las votaciones generales.

Mientras tanto, con todas las inseguridades que encierra este proceso, los ahorristas buscan saber en qué activos bursátiles y financieros pueden resguardar su dinero.

Los expertos nos cuentan cuáles son los papeles que están recomendando en estos momentos electorales con pocas definiciones de fondo sobre el futuro del país. Es que saber qué hacer con los pesos en medio de la tensión puede traer bastante alivio.

Impacto de las PASO en el mercado

“A pesar de no tener un carácter tan definitivo como las elecciones generales, las PASO son consideradas como una elección de vital importancia. Suelen tener impacto en el mercado generando mayor incertidumbre”, detalla Maximiliano Donzelli, de IOL invertironline.

Lo cierto es que hubo experiencias negativas y positivas en las cotizaciones de los activos financieros luego de las elecciones en igual proporción, por lo que las PASO se reflejan como un “evento bastante binario”, agrega el experto.

Reacciones anteriores

Todos recordamos el último antecedente que sirve para ejemplificar una reacción adversa en base a los resultados electorales. En 2019, la victoria por un amplio margen de Alberto Fernández sobre Mauricio Macri en las PASO tomó por sorpresa a los inversores.

“En aquella ocasión, el índice Merval se desplomó al día siguiente un 49% medido en dólares del contado con liquidación”, recuerda Donzelli.

En contrapartida, también hay ejemplos en los que el mercado se revalorizó luego de las elecciones.

Después de las legislativas del 2013, en las que el oficialismo de ese entonces no logró una buena elección, algunas acciones argentinas iniciaron un contundente rally alcista. Esto implicó subas de más del 200% en dólares en los siguientes cuatro años”, acota este analista.

Precaución y estado de alerta

Por su parte, Mauro Mazza, de Bull Market sostiene que en la previa a las PASO se plantearon escenarios distintos, incluidos algunos muy radicales de reacción oficialista.

Igualmente, pese a los resultados evidenciados en las elecciones del domingo pasado de castigo hacia el oficialismo, el experto llama a la “precaución y estado de alerta” hasta ver qué sucede en las generales.

Ante este panorama de incertidumbre latente hasta la definición de noviembre, los expertos recomiendan posicionarse en activos que brinden respaldo en dólares e inflación. Así, recomiendan papeles que cotizan en el exterior a través de la compra local de certificados en pesos que siguen el comportamiento de los mismos.

Con la mirada en el dólar y en la inflación, las inversiones apuntan a instrumentos bajo esas lógicas.

Bonos en dólares

A pesar de las recientes subas, se considera que los bonos soberanos en dólares legislación argentina tienen una paridad de entre 35 y 42 dólares. Es decir, valores muy deprimidos, según afirma el economista Gustavo Neffa, de Research for Traders (RfT).

Y agrega: Cualquier noticia positiva para los mercados podría impulsar sus precios, como una derrota del oficialismo que la obligue a introducir cambios en materia de política económica. O un potencial acuerdo con el FMI al finalizar el primer trimestre del año que viene. O bien, un mayor apetito por el riesgo por parte de los inversores internacionales con mercados emergentes y de frontera.

A pesar de esta oportunidad de compra que se abre para los bonos soberanos en dólares, Neffa aclara que no es optimista acerca de una “tendencia de mediano plazo que se consolide”. “Otra sugerencia es arbitrar aquellos bonos globales ley extranjera por ley doméstica por el spread que volvió a aumentar a máximos”, completa.

Fondos Comunes de Inversión

Por su parte, Donzelli recomienda, en primer lugar, y para perfiles más conservadores, al Fondo Común de Inversión (FCI) Renta Dólar. Este está compuesto por un tercio en bonos corporativos de alta calidad de Brasil, de duración promedio menor a un año. A su vez, también cuenta con un posicionamiento de un 35% en bonos soberanos, sub-soberanos y corporativos argentinos. 

Por último, este Fondo también está posicionado en liquidez, con un 27% de la cartera en un FCI money market del exterior.

Bonos en pesos

Los ahorristas más conservadores, en pos de resguardar sus ahorros de la pérdida del poder adquisitivo y la volatilidad política, también tienen sus alternativas. Una de ellas son los bonos en pesos atados a la inflación (CER).

“Como la curva está invertida, lo lógico sería recomendar el tramo corto. Pero prefiero los vencimientos a 2038 y 2041 (AL38 y AL41), por el menor plazo de recupero del capital, y la no intervención del Gobierno y del Banco Central. Esto es debido a que lo hacen para estabilizar el tipo de cambio implícito a través del bono al 2030 (AL30)”, resume Neffa.

Además, sostiene que en la curva de bonos en pesos “han ajustado tímidamente sus precios los bonos ajustables por CER por la dolarización de carteras. Un CER que debería desacelerar en estos tres meses”. Asimismo, considera que los bonos Par y Discount en el tramo largo de la curva están “caros”, pero “siguen siendo alternativas válidas aquellos del tramo medio, que va de los años 2036 a 2038 (TX26 y TX28)”, finaliza Neffa.

La mirada apunta también a los CEDEAR, los certificados que se compran en pesos de acciones extranjeras que cotizan Wall Street.

CEDEAR

Los CEDEAR, o certificados argentinos de empresas extranjeras que cotizan en el exterior en dólares, es otra de las recomendaciones para cubrir el riesgo de devaluación de la moneda.

Así, es sugerido para perfiles moderados que quieren mantener la posición dolarizada, pero están dispuestos a incorporar renta variable.

Los CEDEAR cotizan en pesos pero el precio es producto de dos componentes: el precio del activo en Estados Unidos en dólares y el tipo de cambio del contado con liquidación. Si el activo en dólares no sube, pero sube el “contado con liqui”, el valor en pesos del CEDEAR sube dando una ganancia a la inversión”, afirma Donzelli.

Y puntualiza: “Si bien hay más de 300 CEDEAR para posiciones de cobertura, recomendamos activos con poca volatilidad, como Coca Cola. Esta empresa fundada en 1886, posee de una de las acciones denominadas ´Blue Chip´. Este término hace referencia a las compañías grandes, reconocidas, rentables, estables y que pagan altos dividendos”.

Compañías estables

Por su parte, Paula Bujía, directora de Quinto Inversiones, también se concentra en los CEDEAR, dada la coyuntura política y económica local y para diversificar riesgos.

Bujía selecciona a Visa (V), “empresa líder en pagos electrónicos. Cuyas ganancias deberían potenciarse con la vuelta de los viajes de negocios. Esta tiene un crecimiento secular de la mano del crecimiento del comercio online y pagos electrónicos en desmedro del uso de efectivo”.

Asimismo se inclina por JP Morgan (JPM), el banco de inversión con sede en Estados Unidos de donde provienen 70% de sus ingresos. “La mitad de su negocio es banca tradicional y el resto mercado de capitales”, acota Bujía.

Finalmente, ve como una oportunidad a Citigroup (C), que, hoy por hoy, se encuentra muy castigado en sus cotizaciones.

Acciones

Por último, para perfiles más agresivos, algunos analistas sugieren ciertas acciones argentinas.

“Si analizamos cómo fue el desempeño de las acciones argentinas en las elecciones más recientes, se puede observar que las del sector de los materiales de la construcción son las que han presentado una menor volatilidad frente a otros rubros. Por ejemplo, el financiero, el energético y el de servicios públicos, durante los procesos eleccionarios. En este caso, desde el aspecto fundamental, destacamos Aluar y Loma Negra que son compañías con sólidos resultados”, subraya Donzelli.

Por su parte, Mazza coincide en acciones sólidas como las de San Miguel, Ternium y Aluar.

Qué hacer con los pesos en medio de la tensión

Vale señalar que este es solo un resumen y guía de orientación. Lo más conveniente y seguro es contar con personas confiables que posean información precisa. Se desaconseja invertir sin hacer consultas previas. 

Es que, en principio, el inversor debe saber cuál es su perfil. Luego, debe contar con la asistencia de expertos que puedan orientarlo según sus propias necesidades. Recordemos que no existen dos inversores iguales. Cada uno tiene sus características únicas.

Saber qué hacer con los pesos en medio de la tensión brinda cierta seguridad. Por eso, vale la pena acercarse a expertos de confianza.

Leave a comment

Send a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *