Warren Buffett, el billonario inversor guía de 90 años

Warren Buffett, el billonario inversor guía de 90 años

Si hablamos de inversores exitosos, su nombre surge de inmediato. Algunos lo califican de genio, de hecho su apodo es “El Oráculo de Omaha” por el nivel de acierto que tienen sus decisiones. Su historial lo respalda pero aún hoy, con 90 años, Warren Buffett es un referente que se mantiene más que activo en las bolsas de valores del mundo: tiene una fortuna que alcanza los 90 mil millones de dólares, de los cuales 40 fueron producidos en la última década. Según Forbes, en 2008 fue la persona más rica del mundo y actualmente es la cuarta.

Es el director ejecutivo del conglomerado Berkshire Hathaway, una sociedad tenedora de acciones. A través de este holding, el experto inversor cuenta con más de un centenar de posiciones en exitosas compañías de distintos sectores económicos del mundo. Incluso contó en su Consejo de Administración con el propio Bill Gates, creador de Microsoft y el segundo más rico.

Seis décadas de experiencias en el mercado accionario bajo su concepto de inversión de valor, entre tantos otros valores que te vamos a contar en esta nota, legitiman a este exitoso inversor del cual quiero que aprendas.

El rechazo que le cambió la vida

Nació en 1930 en Omaha, una pequeña ciudad de 400 mil habitantes. Estudió en la universidad estatal de Nebraska. Desde muy chico se interesó en los negocios y por eso invirtió en la compra y venta de productos de forma local para ganar sus primeros dólares. De alguna forma imitaba a su padre Howard, quien fue empresario y luego congresista de Estados Unidos.

Le gusta la matemática, será corredor de bolsa”, auguraron en su escuela secundaria cuando Warren concluyó sus estudios. Por lo que no sorprendió que su siguiente paso fuese realizar un máster en economía. Pero Harvard lo rechazó. “Fue lo mejor que me pasó en la vida”, afirmó Buffett años después.

Este contratiempo lo condujo a la Escuela de Negocios de Columbia, donde enseñaban el concepto de inversión en valor (value investing en inglés), referido a la compra de acciones de baja cotización, por debajo de lo que realmente vale, y que luego subirán su precio.

Allí recibió la tutela de Benjamin Graham, con quien trabajó por algunos años siguiendo sus enseñanzas. Años después se abrió y fundó su propia sociedad, la cual creció abismalmente, consiguió rentabilidades de mercado superiores a la media y atrajo nuevos inversores.

En 1965 dio el gran paso: adquirió una compañía textil con problemas financieros llamada Berkshire Hathaway, que se amplió a la industria de seguros y al mercado accionario de empresas de consumo, y la convirtió en el holding de inversiones multirubro que lidera hasta hoy.

Filosofía de vida y negocio

Como toda persona que es admirada y seguida, existen distintas frases de Warren Buffett que ya son conocidas después de tantos años como inversor.

Quizás la más divertida sea “la regla número uno es nunca perder dinero. Y la número dos, nunca olvidar la uno”, aunque tiene otras más conceptuales como “precio es lo que pagas, valor es lo que obtienes o “la razón más tonta del mundo para comprar una acción es porque está subiendo”.

Te detallamos cuatro consejos de Warren Buffett que aplica a diario en su vida.

  • Diversificación: El conocido inversor estadounidense cuenta con más de 60 años de experiencia en la bolsa. Recomienda y trabaja con este concepto.

¿Qué significa? “No colocar todos los huevos en la misma canasta”, como afirma el popular dicho, ya que estando juntos se pueden romper unos con otros. Quiere decir que no coloques todo tu dinero en un solo lugar. Al diversificarse, si un negocio no resulta, se corre menos riesgo de pérdida, y se puede recuperar con otro que sí haya resultado bien.

  • Simplicidad: Invertir en negocios que sean fáciles de entender y administrar. Sus inversiones más conocidas han sido en grandes compañías, que cuentan con productos y marcas que las personas consumen diariamente. Esos hábitos no cambian tan fácilmente, ni de un día para el otro. Por lo tanto otorga previsibilidad y eso permite que sus beneficios puedan ser pronosticados con relativa fiabilidad.
  • Análisis: Parte del concepto de inversión en valor que aprendió de joven, de invertir en empresas que tengan una cotización de sus acciones por debajo de lo que debería ser, de acuerdo al valor actual y potencial de la compañía.

Las inversiones deben garantizar alto retorno en capital, sin trucos contables o excesiva toma de deuda, sino que se sustente con una fuerte generación de flujos de caja. Prioriza a las gerencias que valoran al accionista y buscan generar valor para él. Es un fervientemente defensor de las inversiones a largo plazo.

  • Pragmatismo: El objetivo de perder lo menos posible y ganar todo lo que se pueda parece muy claro, pero las modas y confianzas ciegas en una marca o compañía pueden nublar la visión.

Si bien Buffett sostiene la importancia de invertir a largo plazo y es reconocido por comprar acciones baratas de compañías muy buenas en tiempos de crisis, también entiende los momentos que se viven en el mundo, cada día más vertiginosos.

Por eso realizó rápidamente la venta de todo su paquete accionario de cuatro aerolíneas estadounidenses a causa de la presente crisis que viven por el coronavirus. “El mundo cambió”, dijo Buffett, mientras las compañías aéreas toman deuda y acuden a leyes de quiebra para subsistir.

El éxito de Berkshire Hathaway

Berkshire Hathaway era una productora textil endeudada que, a partir de la adquisición de Buffett, se transformó en un conglomerado involucrado en diversos rubros. Invirtió con éxito en el negocio de los seguros, entidades bancarias, medios de comunicación y compañías de consumo masivo, con su método de compra de acciones a precios realmente muy bajos, por ejemplo en tiempos de recesión como ocurrieron a mediados de la década de 1970, en el lunes negro de 1987 y en la crisis financiera global de 2008.

Coca-Cola, en 1988, y McDonald’s, desde 1994, son dos de las empresas de Warren Buffett más conocidas. El Oráculo de Omaha compró acciones y obtuvo grandes beneficios de ellas. También las apoyó públicamente en reiteradas ocasiones, hasta afirma consumirlas todos los días de su vida.

Apple es otra gran compañía que figura en su cartera, en la cual ha invertido fuertemente en los últimos años. También Amazon, aunque no invirtió inicialmente, sí lo hizo años después y se lamenta no haber entrado antes: “Me equivoqué y no lo vi tan claro al principio. Jeff Bezos ha hecho lo más parecido a un milagro”.

La revista especializada Fortune ubica a Berkshire Hathaway en su Top 5 de las 500 corporaciones más ricas del mundo desde 2013 y se mantiene afirme ahí. El año pasado el conglomerado ocupó la cuarta posición de la lista, por delante del gigante del comercio electrónico Amazon, y registró ingresos netos récord en su historia por 81.417 millones de dólares.

Seguramente sabías quién es Warren Buffet, pero ahora conoces su historia en profundidad. Por eso ahora te invitamos a tomar los consejos de este gran inversor y empezar a ver qué empresas están por debajo de su valor y que pueden desarrollarse en su rubro para generarte estupendas ganancias.

Leave a comment

Send a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *